Salud y belleza

La nueva pirámide nutricional: Un avance en materia de salud

¿Quién no conoce esa gráfico piramidal que indica la prevalencia de los diferentes tipos alimentos en la dieta del Hombre?

Es que desde su aparición, se la ha considerado como la guía de consumo de alimentos para una vida saludable.

Hoy por hoy, el avance de la ciencia y la información ha develado al público el origen de este símbolo de la nutrición y, por supuesto, las consecuencias de su implementación. La buena noticia es que se ha propuesto una mejor alternativa tanto en materia de educación y comunicación como en calidad de información.

¿Qué es la pirámide alimenticia?

Hace más de 20 años el departamento de Agricultura de Estados Unidos popularizó a nivel mundial uno de los símbolos más comunes de la nutrición: la pirámide nutricional. Es la pirámide que todos conocemos y podemos encontrar en casi todos los envases de aquellos productos a los que favorece. Sabiendo quién la diseñó, no es de extrañar que en la base se encuentren el grupo de los cereales, panes, pastas y arroz, cuyo aporte nutricional es llamativamente bajo.

La nueva pirámide nutricional: Un avance en materia de salud

 

  • En la base de la tradicional pirámide podemos encontrar al grupo de alimentos denominados “hidratos de carbono simples”, caracterizados por un alto aporte de azúcares y calorías, nulo materia de agua, vitaminas y minerales. Estos corresponden a un 50% ¿Esa debería ser la base de la alimentación?
  • En el siguiente nivel, en el 30% están los “hidratos de carbono complejos”, caracterizados por su aporte de vitaminas, minerales y agua… por supuesto, como todo carbohidrato, también aporta azúcar pero en menor cantidad.
  • En el tercer nivel de la pirámide, alrededor de un 15%, las proteínas animales, sean grasas o magras.
  • En la cima, el 5%, grasas y aceites.
  • Aquí el agua no tiene ninguna relevancia.

Es que lógicamente esta organización de los alimentos en la pirámide corresponde más promover el consumo respondiendo a capacidades adquisitivas, que a resolver las deficiencias nutricionales de la población: Podemos reconocer que los alimentos mas baratos para la población y para la industria están más cerca de la base, que de la cima. De esta manera, no nos resultaría extraño reconocer que esta clase de política alimentaria haya colaborado con la epidemia de obesidad y sobrepeso que la Organización Mundial de la Salud nos está alertando.

¿Qué ocurriría si se publicara una nueva y mejor propuesta de nutrición?

Un pequeño cambio en la tradicional pirámide podría afectar gravemente a la industria alimenticia moderna, ya que su influencia no solo ha trascendido los límites geopoliticos donde fue concebida, sino que también es la actual fuente de consulta de profesionales de la salud y personas alrededor del mundo.

No es la intensión de esta nota generar un clima de desconfianza, develando intereses e intensiones ocultas. Es generar conciencia sobre el valor de la información, cómo esta afecta en nuestras decisiones cotidianas y cómo muchas veces podemos ser influídos por simplemente por desconocimiento.

Para poder sustentar la imparcialidad de la misma y justificar el cumplimiento de las necesidades nutricionales, cada 5 años un extenso panel de científicos apoyados por lobbies poderosos (como el Consejo Nacional de Lácteos de Estados Unidos, la Unión de Fruta Fresca, Asociación de vegetales, La Asociación de Bebidas Dulces, Instituto Americano de la Carne, El Instituto de la Sal) se reune para darle transparencia al asunto y mantener el “status quo”. Interesante.

El antecedente

 

La nueva pirámide nutricional: Un avance en materia de salud

En el año 1943, en el contexto de la Segunda Guerra Mundial, el Departamento de Agricultura de Estados Unidos promocionó “Los 7 grupos alimenticios”, una política acorde a la economía de guerra. “Por tu salud, come algo de cada grupo todos los días”, para mantener un estandard de consumo mínimo. No se especificaba cantidades, todos los grupos alimenticios tenían el mismo valor y se sugería que si sólo cumplías eso, el resto quedaba al criterio de uno. ¿Alguna vez algún profesional de la salud te preguntó si “comes de todo” ? Lo más probable es que le hayas respondido que sí, de hecho ¿quién no come de todo? Entonces rápidamente desestiman una deficiencia nutricional.

Hoy por hoy sabemos que cada grupo alimenticio no tiene el mismo aporte nutricional y que cada uno debe ser consumido en proporciones correctas, si nos interesa tener una vida saludable.

Harvard y la nueva pirámide alimenticia

Desde la Universidad de Harvard, en vez de concentrarse en los intereses comerciales, se han preocupado por la salud de la gente, al crear nuevos gráficos que estén realmente de acuerdo con todos los estudios científicos del momento. Lo que han llamado la Pirámide Alimenticia Sana.

El principal objetivo es transmitir un mensaje científico claro acerca de lo que se tiene que tener en cuenta para llevar una vida saludable. Lo curioso es que para la nueva pirámide alimentaria es fundamental el ejercicio, el control de peso, la alimentación saludable y el agua. ¿Por qué? Porque estos elementos influyen de forma dramática en la salud: qué haces es tan importante como el qué comés.

La nueva pirámide nutricional: Un avance en materia de salud

 

Puntos importantes

La base fundamental: El ejercicio, el control de peso, la alimentación saludable y el agua. Esos son los puntos fundamentales a tener en cuenta en nuestra vida cotidiana, a partir de lo cual se pueden examinar nuestras acciones.

La base: Hidratos de carbono complejos y grasas saludables .

  • Cereales integrales: Los carbohidratos son nuesta fuente principal de energía. Se puede obtener energía de hidratos de carbono complejos o buenos (Frutas, verduras, legumbres, cereales integrales) y de carbohidratos simples o malos (harinas refinadas, azúcar, refrescos, dulces, golosinas). El cuerpo no puede procesar los hidratos complejos tan rápido como los hidratos simples o refinados y esto previene picos de insulina rápidos y caídas igual de rápidas. Esto evita esa sensación permanente de hambre, control del azúcar en sangre además de prevenir el sobrepeso, la obesidad y las enfermedades relacionadas a ello (Diabetes, problemas cardíacos, etc.)
  • Grasa buena y aceites: Como vemos está situado en la base de la pirámide, como aquello de lo que debemos comer de forma diaria, esto parece que va un poco en contra del pensamiento común (por culpa probablemente entre otras cosas de la pirámide antigua) sin embargo va a favor de lo que muestran los estudios y la comunidad científica en general. Ojo, porque estamos hablando de grasas no saturadas como: aceites de oliva, girasol, cacahuete, maíz, semillas, frutos secos, aguacates, y pescados grasos como el salmón.
  • Verduras y frutas: No hace falta que mencionemos lo importante que son estas para el buen funcionamiento de nuestro cuerpo, intentemos comer más verduras que frutas. El uso de estas nos protegerá con multitud de problemas en el cuerpo.

Proteinas vegetales y proteínas animales magras

  • Legumbres, frutos secos y tofu: Excelente fuente de proteínas, fibras vitaminas y minerales. Comer frutos secos y legumbres en lugar de carne roja puede disminuir considerablemente problemas del corazón y diabetes.
  • Pescado, aves y huevos: Una muy buena fuente de proteínas. El pescado es rico en omega 3 que nos ayuda a prevenir problemas cardíacos. Los huevos demonizados anteriomente por su alto índice de colesterol en realidad son una opción muy sana y su uso frecuente está recomendado.

Lácteos: 1 o 2 raciones al día o suplementos de vitamina D / Calcio.

  • ¿Por qué esta pirámide limita el uso de los lácteos? En la actualidad se ha descubierto como beneficioso que la reducción en el consumo de lácteos limita las probabilidades de contraer cáncer de ovarios o de próstata. Además muchos lácteos como los yogures tiene azúcar, otros como el queso demasiada grasa y sal. Los multivitamínicos con vitamina D o calcio son una alternativa barata para encontrar lo que necesitamos.

Carne roja, carne procesada y mantequilla

  • Usar de forma muy esporádica porque contienen demasiadas grasas saturadas.

Sal, bebidas, pan, arroz, pasta, dulces

  • Usar muy de vez en cuando. En la antigua pirámide están en la base, sin embargo su alta disponibilidad energética causa subidas de insulina que generan sobrepeso, diabetes, enfermedades cardíacas, desórdenes crónicos. Se deben dejar de usar. La sal se debe usar como condimento, tal y como usamos el orégano ¿No lo usamos en todas las comidas verdad? El uso de la sal conlleva multitud  de problemas cardíacos.

Intenta alimentarte con los alimentos más sanos y naturales. Huye de las cajas, de los sobres, de los plásticos. Intenta llenar siempre tu plato de verduras. Un cuarto de tu plato con cereales de semillas integrales enteras. Otro cuarto con proteínas de calidad. Disfruta de las grasas saludables, bebe mucha agua. Y por último e igual de importante, muévete, haz ejercicio. Y en estas condiciones tu calidad de vida subirá considerablemente. Tendrás mas energía, tu humor cambiará y por supuesto, tendrás un aspecto físico más atractivo al deshacerte de esos rollitos de más.

Si quieres saber más y aprender hábitos alimenticios saludables, te sugerimos que te inscribas en El Taller de Alimentación Saludable en Devoto . En 12 clases te enseñan lo que tenes que saber para tomar las mejores decisiones a la hora de elegir tus alimentos si te interesa que vos y tu familia tengan una vida saludable.

El Taller de Alimentación Saludable en Devoto

 

El Taller de Alimentación Saludable en Devoto

Dirección: Bahia Blanca y Pedro Morán
Teléfono: 15-3658-8900
Email: alimentacionsalud@envilladevoto.com

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Dejá un comentario

También te puede interesar

Close